19 marzo 2018

Debates sobre fútbol en la TV: ¡bienvenidos, siempre)

Juvenal Olmos y Waldemar Méndez
CRÍTICA DE TELEVISIÓN
El balompié es de las actividades con repercusión pública que aguantan, como el papel, hasta la más extravagante de las opiniones. 

No pretendo hacer un análisis sesudo de televisión. Para hacerlo, debería, al menos, tomar un tiempo de referencia (una semana o un mes) y hacer seguimientos a algunos programas. Esta vez efectuaré un análisis antojadizo. Así, a secas.

A las insufribles secciones deportivas de los noticiarios de la TV abierta (demasiado largas, con mucha "grasa informativa", polémicas ridículas, casi todo "inflado" como "globos con helio" y prácticamente focalizadas en su totalidad en el fútbol), les han salido al paso en el cable paneles de discusión, lates, espacios de entrevistas, algunos con cierto toque de documental, otro con perfil académico y hasta uno infantil. 


Las  nuevas variantes del rubro no son nuevas y el tema central sigue siendo el balompié, pero lo relevante es que le han dado frescura a un ámbito que estaba cayendo demasiado en una repetición de esquemas, sobre todo en la televisión abierta.

Quisiera detenerme en dos programas: "Experiencia fútbol" por el CDF, que se emite de lunes a viernes, dura 55 minutos, comienza a las 19:30 horas y es conducido por el periodista Eugenio Figueroa; y "Fox Sports Radio Chile", cuyo moderador es su colega Fernando Solabarrieta y va en un horario de inicio similar entre el lunes y el viernes, aunque se extiende hasta las 21 horas.

Referentes
Lejanos de las rigideces y el esquematismo del periodismo deportivo que abunda en el grueso de los medios y a una hora en que los seguidores del fútbol requieren de debates con soltura a la usanza de programas radiales similares que ya son una leyenda o prácticamente lo son (el caso de los "tenores" por ADN o "Al aire libre" por Cooperativa), los espacios señalados en el párrafo anterior ya se han ganado el rótulo de referentes a la hora de analizar los partidos más importantes de cada fecha tanto en el plano nacional como en el internacional.

En el mencionado espacio del Canal del Fútbol (CDF) sobresalen comentaristas como los ex jugadores Patricio Yáñez, Ivo Basay, Luka Tudor y Marcelo Vega, y el periodista y columnista Sergio Gilbert. En el de Fox, los ex futbolistas Marcelo Barticciotto (a veces conductor), Juvenal Olmos, Dante Poli, Claudio Borghi, Rafael Olarra y Waldemar Méndez, y el preparador físico Manuel Astorga sobresalen en encendidos diálogos, cuyo contrapeso son la lectura de la periodista Gisela Bargar acerca de los mensajes que envían los hinchas en las redes sociales y el atractivo museo de camisetas y recuerdos de su colega y relator, Paulo Flores. Puede que algún panelista se me quede en en el tintero, pero los que cité en ambos programas suelen ser los más distinguibles.

Los diálogos no se quedan en lo elemental: ¿fue penal?, ¿no fue penal?, ¿debió expulsar a zutano el árbitro merengano? Temas asociados a los clubes (o sociedades anónimas), técnicos y dirigentes, problemas, entredichos públicos y, por cierto, si tal esquema de juego es errado o acertado, si hoy es más más eficiente el fútbol ofensivo o la estrategia en la misma disciplina, son parte de las animadas conversaciones que, a veces, suben de tono. Si hacemos un resumen simple podemos hablar de fútbol, hechos y conjeturas además de evidentes ataques y defensas en el plano argumental (como en el ajedrez, aunque no con tanta ciencia y exactitud). No hay lapsos vacíos en este tipo de programas.

Nadie es dueño de la verdad absoluta y, en el mismo sentido (aunque suene de perogrullo), la objetividad no existe. El balompié es de las actividades con repercusión pública que aguantan, como el papel, hasta la más extravagante de las opiniones. Pero al menos hay un objeto y un fin por cual debatir, no un conjunto de informaciones con mensajes reiterados, pseudo polémicas, pocos datos útiles y escasa profundidad analítica. 

Pueden haber ripios y puede que el tono de algunos de los panelistas llegue al nivel de grito y, por ende, de enojo; puede haber alguna clase de crítica por algún matiz machista y quizás una exagerada presencia de panelistas argentinos para un espacio televisivo chileno (nada contra la nacionalidad, ¿eh?), pero se agradecen estos programas que, en síntesis, nos enseñan algo más sobre el "deporte más lindo del mundo", como dijera Maradona. 

   

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Tú opinión me interesa. Al respecto, sólo te exijo el debido respeto.
Gracias