31 agosto 2017

Películas sin tiempo: "Ciudad Delirio" (2014), salsa, seducción y amor

Una historia de amor, que supera barreras y diferencias, caracterizan a este largometraje de factura colombiana.

Sonará facilón, pero desde el arranque me sedujo "Ciudad Delirio": la belleza del baile y su ritmo me atraparon. Y finalmente me terminó gustando. Al "bucear" por Internet supe que las críticas a esta película colombiana -dirigida por la española Chus Gutiérrez- fueron un tanto funebreras, pero al crear estas líneas me inspiré en las opiniones más benevolentes de algunas amigas que, por tales y por sencillas pareceras, justifican mi decisión. 

El triunfo de un amor que parecía imposible y ciertos lugares comunes en torno a esa lucha por establecerlo pueden sonar como conclusiones demasiado superfluas, pero cualquier persona que haya visto este filme de 2014, igualmente puede concluir que lo imposible -valga la redundancia- nunca debe ser considerado como tal cuando existe una conexión energética, un gusto mutuo en lo físico, cierta deliciosa contumacia y una delicadeza de trato entre los enamorados.

Y eso logran hacer sentir al espectador Angie y Javier. Quizás Carolina Ramírez y Julián Villagrán sospecharon que una mujer y un hombre perfectamente se podían sentir reflejados en ellos. Y aquí se concluye que también pueden dar lo mismo y llegan a tener cierta irrelevancia las diferencias entre los protagonistas. 


La cinta está ambientada en Cali, donde Javier, un médico español, participa en un congreso de su área, mientras que Angie, quien vive en esa ciudad, es la encargada de una modesta escuela de salsa. 

La distracción nocturna es el punto de encuentro de estos dos seres, exponentes de mundos distintos y con motivaciones igualmente diferentes entre sí: él, vinculado al ámbito académico y partícipe de un sistema donde la palabra "éxito", dentro de una industria monstruosa, pesa más que el valor de las personas; y, ella, abiertamente interesada en desarrollarse en su especialidad y en sacarle partido a las proyecciones de sus alumnos, quienes constituyen un cuerpo de baile. 

A partir de allí se teje una historia que, por los necesarios matices que debe tener una producción cinematográfica, bifurca en relatos paralelos que permiten variar ante el interés central en torno a la pareja.    

DESCARGAR PELÍCULA    

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Tú opinión me interesa. Al respecto, sólo te exijo el debido respeto.
Gracias