18 octubre 2012

Especial de Marillion en Devoción Sonora: Prólogo de una Noche Mágica

EL ROBUSTO SEÑOR ROCK
Al margen del excelente especial radial, previo al recital de la banda británica en Chile, cabe consignar en forma muy especial la ilustre visita de Mark Kelly y Steve Rothery al pub “Rock y Guitarras” para tocar junto a Fugazi, su banda tributo en Chile, y compartir con sus seguidores/as.
La voz intensa y notablemente emocional de Steve Hogarth, con una música de fondo envolvente y literalmente sideral, partió la edición 11 del programa Devoción Sonora, que tuvo lugar este miércoles 17, en la radio UC bajo la conducción, como es tradicional, de Felipe Espinoza (Feliprog) e Ibrahim Cohen.

Y se trató de “The Space”, canción de cierre de “Seasons End”, el primer disco de la banda británica Marillion en que se hace presente como vocalista Hogarth (recuerden que antes estuvo Fish y, en efecto, aquel período con este último cantante fue el objeto del especial anterior de Devoción Sonora).
La edición de este miércoles constituyó un muy buen preámbulo para el gran recital que la agrupación de rock ofrecerá hoy, jueves 18, en el Teatro Caupolicán de nuestra capital.
Y este especial también fue otro envión anímico importante para una primera jornada de grandes emociones: el mismo miércoles varios/as seguidores/as de Marillion disfrutamos de una tocata de Fugazi, la banda tributo nacional de este conjunto, aunque esta vez con un ingrediente particular: la presencia de dos de las legendarias figuras que tienen el goce de integrar el emblemático grupo. Los invitados ilustres fueron el guitarrista Steve Rothery y el tecladista Mark Kelly.
Rothery y Kelly compartieron amablemente con los/as asistentes y, junto con fotografiarse con los/as seguidores/as del grupo y firmar autógrafos, tocaron en el tramo final de la presentación de Fugazi algunos clásicos de la banda que ya enteró un cuarto de siglo de vida.
Letras profundas: subjetividad plena
Este subtítulo no es un despropósito: en absoluto. El especial del Marillion de la era Hogarth concentró sus análisis en tres discos de esta etapa de la agrupación: el citado “Seasons End” (1989), “Brave” (1994) y Marbles” (2004).
En la ocasión, Felipe e Ibrahim tuvieron como invitados a incondicionales del grupo inglés y a quienes hicieron participar de su interesante “radiografía” acerca de los álbumes aludidos: Carol, que vino acompañada con su pequeña hija Matilda; Pablo y Rodrigo.
Si bien es cierto es poco discutible la profundidad de las letras, coincidieron los contertulios en que pudiese haber allí una interpretación abierta de cada canción. En el caso del primer tema de “Seasons End” quizás las alegorías al espacio en el sentido cósmico y a las estrellas constituye una alusión, quizás más poética, de un accidente automovilístico y sus consecuencias en el ámbito humano, pero también pone el acento en la fragilidad de la vida: la soberbia y la soledad, por ejemplo.
Pero esos temas u otros similares no se detienen en ese disco, sino que prosiguen: canciones llenas de significado hay también en “Brave” (considerado uno de los mejores álbumes del rock progresivo de los 90) y “Marbles”. Respecto del primero, están el sentido de libertad y el deseo de evitar los dolores del pasado, y particularmente en el seno de su hogar, en el caso de una muchacha quien, supuestamente por estar vagando en las calles, es detenida por la policía y devuelta a su hogar.
Emociones varias donde encajan el amor intenso, el amor cauteloso, el amor violado y la esperanza también son parte de las temáticas que abordan “Brave” y “Marbles”.
Cambios repentinos de ritmos e intensidad, teclados que “envuelven”, atmósferas suaves y otras muy potentes caracterizan el sello de estos discos. En cierto sentido estos aspectos reafirman el estilo de Steve Hogarth, Steve Rothery, Mark Kelly, Pete Trewavas e Ian Mosley: Marillion. Y para Fugazi -José Luis, Claudio, Max, Leo y Franco-, interpretarlos, motivo de gran orgullo.
Canciones como “The Space”, de “Seasons End”; “Living with the Big Lie” y “Runaway”, de “Brave”; “Fantastic Place” y “The Damage” de “Marbles”, entre otras, fueron parte del especial de Devoción Sonora.
Sin duda, al igual que en lo ocurrido en el “Rock y Guitarras”, el prólogo de una noche mágica.
Para finalizar los dejo con un clásico del álbum “Marbles” (y subtitulado):

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Tú opinión me interesa. Al respecto, sólo te exijo el debido respeto.
Gracias